Anunciable

Directorio de Empresas y Profesionales Local

7 Pasos para Tener una Página Web para Pequeño Negocio

Los pequeños negocios, los emprendedores y cualquiera que desee vender productos y/o servicios necesitan una Página Web para Pequeño Negocio. Tan solo son necesarios 7 Pasos para Tener una Página Web.

Independientemente de otros métodos de marketing que se puedan utilizar, permitir que los clientes potenciales te encuentren ya sea mediante una búsqueda en Google o que puedan ampliar la información facilitada en tu otro material de marketing es fundamental para crear y desarrollar nuevos clientes.

Incluso si no vendes nada online, la página web puede utilizarse como una extensión de tu tarjeta de visita, con información sobre tu negocio y los servicios que ofreces. Es importante que contenga información sobre antecedentes e historia de tu empresa, experiencia y otros credenciales que permitan dar credibilidad y más confianza a los clientes potenciales de modo que les ayude a decidir si tratar con tu empresa a no.

7 Pasos para Tener una Página Web

Crear una página web para pequeño negocio puede ser más fácil de lo que crees. Puedes hacerla tu mismo para reducir costes o contratar a un diseñador web a un precio razonable utilizando un software de gestión de contenidos (CMS).

En cualquiera de los dos casos, te resultará más fácil si se comprenden los siguientes pasos, que son una parte importante del proceso de crear una página web para pequeño negocio.

1. Determina el Objetivo de la Página Web

El primer paso es decidir qué es lo que va a hacer la página web:

  • Una página estática, sin nuevo contenido añadido periódicamente, y que simplemente proporciona más información a los clientes potenciales sobre tus servicios y credenciales.
  • Proporcionar información sobre tu empresa publicando artículos de información útil que hayas escrito para tus clientes y clientes potenciales. Incluso puedes iniciar un blog para interesar y enganchar a tus clientes potenciales como parte de la estrategia general de marketing social.
  • Vender productos y servicios directamente online.

Conocer lo que planeas hacer con tu página web es un importante primer paso porque será la guía para su desarrollo. Hay que tener en cuenta que una página web no es algo estático, incluso si comienzas sin realizar ventas online, puede añadirse esta capacidad más adelante.

Escribas o no un blog, debes considerar cómo utilizarás tu página web en el futuro. En un momento dado puedes decidir que un blog será una buena forma de generar interés y atraer visitas que verán los productos y servicios que ofreces.

 

2. Elige el Software para Gestión del Contenido

Dependiendo de lo que quieras hacer con tu página web, hay una variedad de software para elegir. Muchos son incluso gratuitos (open source) con unos gastos mínimos para algunos plugins. Te sorprendería saber cuántas de las webs que visitas utilizan alguna de estas soluciones.

Nosotros utilizamos y recomendamos WordPress. WordPress es un sistema de gestión de contenido fácil de utilizar. Mediante el uso de plantillas o temas se puede modificar su aspecto y también permite la instalación de plugins que le proporcionan funciones adicionales.

Puedes considerar contratar a un diseñador web para la instalación inicial.

Utiliza el Cupón: ANUNCIABLE25 y consigue un descuento del 25%
Utiliza el Cupón: ANUNCIABLE25 Consigue un descuento del 25% en HostGator.

3. Elige Alojamiento Web

Una vez hayas decidido qué software de gestión de contenido vas a utilizar, necesitas buscar alojamiento web (hosting), la localización remota donde tu página web y el software relacionado están ubicados para que el público pueda acceder a ellos.

La elección del tipo de hosting dependerá en parte del software así como de la velocidad y número de visitas que esperes recibir.  Normalmente se suele empezar con alojamiento compartido (shared hosting) y, conforme crecen las necesidades puedes actualizar el servicio a otro más potente. Este es un aspecto a tener en cuenta al elegir alojamiento web, asegúrate de que tu proveedor dispone de diferentes paquetes aunque comiences con la opción más económica.

Otra consideración a tener en cuenta, si vas a hacer la instalación tu mismo, es si el servicio de hosting dispone de instalación automática para el software de gestión de contenidos que hayas elegido. Muchos de los servicios de hosting más populares permiten realizar la instalación pulsando un botón.

Los servicios de apoyo también merecen especial consideración. Aunque suele haber pocos problemas, cuando se presentan estos pueden ser complicados.

themeforest-light-background

4. Elige un Tema y Plugins para la Página Web

Una vez hayas elegido el software y el servicio de hosting, hay que pensar en el resto de las características de nuestra página web.

La primera de ellas es la plantilla o temas. Existen miles de plantillas disponibles para WordPress con las que modificar el aspecto y funcionalidad de la página web.

Algunas plantillas son más bien genéricas mientras que otras están diseñadas para un tipo particular de producto o servicio o  incluyen características que las hacen atractivas para tu proyecto.

Por ejemplo, si eres un agente inmobiliario, buscarías una plantilla enfocada en vender propiedades inmobiliarias. Eso incluiría un tema que pueda tener un fondo y características adecuadas para mostrar tu portfolio de propiedades en venta. Independientemente del producto o servicio que ofrezcas, no tendrás problema en encontrar un tema que se ajuste a tus necesidades.

A pesar de que existen miles de plantillas gratuitas para WordPress, no está de más invertir una pequeña cantidad para adquirir un tema premium que se ciña más a tu proyecto de página web. Por una pequeña cantidad puedes obtener temas de calidad insuperables en Themeforest.

Además de las plantillas, puede que necesites add-ons o plugins para proporcionar una funcionalidad a tu sitio web que lo haga más fácil de utilizar.  Al igual que las plantillas, hay cientos de plugins gratuitos, aunque a menudo los de pago son mucho mejores y los precios son muy razonables. Para ver cuales estan disponibles puedes visitar el repositorio de WordPress.

Sea lo que sea lo que necesites añadir como; e-commerce, botones sociales, videos, podcast, formularios para que los visitantes se suscriban o descarguen material, un portfolio de fotografías, encuestas o boletines, prácticamente todo lo que puedas imaginar está disponible como plugin.

5. Organiza la Página Web

Ahora, debes pensar en qué aspecto debe tener tu página web y cómo será utilizada. Esto incluye tu logo, las páginas que contendrá el menú de navegación y el tipo de información que deseas incluir en esas páginas.

También tienes que decidir qué mostrar en cada página. Las plantillas para este sistema de gestión de contenidos (CMS) utilizan un método estructurado que permite añadir contenido tradicional y también plugins con información y contenido específico que puedes colocar en la página, basado en la estructura de tu plantilla en particular. En muchos casos, puedes modificar el aspecto visual de cada información para destacar aquello que desees.

Un elemento en el que empezar es tu menú de navegación. Siempre hay una opción de Inicio, pero puedes elegir las secciones que compondrán el menú principal y los submenús de cada una de esas secciones. Es importante pensar cómo estructurar la información en tu página web para darle la mayor flexibilidad.

6. Desarrolla el Contenido de la Página Web

El buen contenido suele ser lo más difícil de tener en una página web. Debe ser interesante para los lectores y recoger la información adecuada para que de hecho lo lean y no se vayan a otro sitio web.

Además de texto, también necesitas imágenes. Lograr un aspecto profesional es especialmente importante ya que el impacto visual es clave para el éxito de cualquier página web.

Los elementos visuales pueden incluir imágenes de stock, imágenes de tus productos, retratos del personal y otros gráficos que puedan ilustrar el proceso o como se aborda el entrega del servicio que proporcionas.

7. Publica Contenido y Mantén la Página Web

La mayor parte del texto o gráficos se añaden utilizando un editor WYSIWYG (lo que ves es lo que obtienes) incluido como parte del software que es muy sencillo de utilizar y no requiere conocimientos de programación html.

El editor WYSIWYG te permite copiar y pegar texto desde cualquier procesador de textos y cargar las imágenes desde tu ordenador. Te da control total sobre el tamaño del texto, color, fuentes y otras características como fijar el tamaño y la colocación de las imágenes. Puedes ver el material antes de publicarlo en la Web y editarlo posteriormente de una manera muy fácil.

Al ser sencillo editar el contenido, mantener tu página web es fácil. Si solo hay que actualizar información existente, el esfuerzo no será demasiado grande.

Si necesitas añadir constantemente contenido, nuevas páginas, opciones de menú, nuevos módulos o entradas del blog, es casi igual de sencillo. El software dispone de un panel de control que te da accesos a todo el material y contenido, incluyendo un editor web y el control de otras características de tu página web.

Por supuesto, si lo prefieres, puedes contratar a un diseñador web para que realice todo.

Deja un Comentario

© 2016 Anunciable. Tema del Directorio de WordPress powered by WordPress.
A %d blogueros les gusta esto: